XXVI Mercadillo de la AZAFT

A pesar de la crisis económica, o gracias a ella, la edición número XXVI del Mercadillo de Modelismo, Miniaturismo y Juguete de Colección de la AZAFT batió récords de asistencia de visitantes y de expositores. Nuevamente, gracias a la colaboración del Ayuntamiento de Casetas se pudo disfrutar de las magníficas instalaciones del Pabellón Socio-Cultural del barrio, donde se dispone de un amplio espacio cubierto en el que montar los puestos.

Como en anteriores ocasiones, se mantuvo el horario de mañana, lo que es agradecido por los expositores, y permite al público poder disfrutar intensamente de esta actividad.

Repleto de público y expositores

Esperamos poder atender en próximas ediciones a todos aquellos que por falta de espacio se quedaron sin mesa en el mercadillo. La expectación que levanta este tipo de eventos, entre los vendedores y compradores, viene explicada por la posibilidad de encontrar objetos y completar colecciones que de otra manera no sería posible.

Os esperamos en 2011 donde repetiremos con dos ediciones, una de primavera y otra de otoño.

Trabajos de puesta a punto de la Baldwin

Tras diversos años de inactividad, como consecuencia de los diversos avatares y traslados que ha sufrido nuestra colección, se han retomado los trabajos de puesta a punto de la locomotora de vapor Baldwin.

Atendiendo a las explicaciones del maestro Sr. Navarro. Foto: Jorge Almuni

Tras unos meses de planificación y preparación del espacio donde realizar las reparaciones, en el mes de octubre de 2010 comenzaron las tareas, empezando por labores de limpieza y desmontaje de accesorios. Está previsto que los trabajos en la locomotora se alarguen en el tiempo, ya que se prefiere hacer las cosas con calma y bien, dejando la locomotora completamente revisada y puesta al día, para que esta pueda efectuar servicio con fiabilidad.

Navarro trabajando en la distribución. Foto: Jorge Almuni

Parte de los trabajos ya se avanzaron en las instalaciones que teníamos en Delicias, efectuándose los siguientes trabajos:

• Reparación y sustitución del metal antifricción de los cojinetes del ténder.

• Sustitución de la válvula del regulador y de la barra de accionamiento desde la cabina.

• Lavado de la caldera, con eliminación de lodos e incrustaciones de cal con agua a presión y medios mecánicos.

• Reconstrucción de las válvulas de salida de agua del ténder.

Tras la limpieza y engrase ya se puede montar la tapa del cilindro. Foto: Jorge Almuni

El programa previsto de reparaciones incluye los siguientes apartados:

• Desmontaje y revisión de todo el movimiento de bielas, tanto motoras como de la distribución.

• Ajuste de las válvulas de la distribución, incluyendo rectificado de las mismas.

• Desmontaje de los cilindros y limpieza de los mismos.

• Limpieza de las purgas de los cilindros.

• Limpieza del bastidor y ruedas de la locomotora con máquina de agua a presión y nueva pintura de las mismas.

Comenzando a desmontar... Foto: Jorge Almuni

• Reparación y fabricación de nuevos moldes de madera para el emparrillado.

• Fundir los nuevos elementos del emparrillado.

• Construcción de un nuevo cenicero.

• Reparación de dos ballestas de suspensión.

• Limpieza del interior del ténder.

• Reparación de mamparos interiores del ténder.

• Pintado con pintura plástica especial del interior de la cuba de agua del ténder.

Una limpieza intensa con la máquina de agua a presión permitirá continuar con los trabajos y pintar los bajos de la máquina. Foto: Carlos Abadías

• Redacción por un técnico competente de un proyecto de legalización de la caldera, que permita su inclusión en el registro de aparatos a presión de la Comunidad Autónoma de Aragón.

• Peritaje de la caldera por un ingeniero experto mediante medición de espesores por ultrasonidos, prueba hidráulica y tarado de las válvulas de seguridad.

• Saneo, limpieza y ajuste de toda la valvulería de la cabina.

• Saneo, limpieza y ajuste del eyector de freno de vacío y de sus accionamientos.

• Comprobación del estado de topes, gancho y traviesa donde van anclados.

• Encendido de prueba y calibrado de la distribución.

Válvulas de la distribución una vez rectificadas. Foto: Carlos Abadías

Para los que habéis llegado a este punto os podréis imaginar que es una tarea titánica que afrontamos con mucha ilusión. Volver a tener una locomotora de vapor en servicio es una de nuestras prioridades en estos momentos.

Comenzando a trabajar en el cilindro izquierdo.

Trabajos de ebanistería para reconstruir y fabricar nuevos los moldes del emparrillado.

Una vez terminados los moldes de madera hay que comprobar su funcionamiento en el cajón de fuegos.

Caducan las revisiones del Material Histórico

Este precioso tren de ARMF también se encuentra inmovilizado en la actualidad.

La circulación del Material Histórico fue reglamentada por RENFE en 1998 mediante una norma técnica (NTC-054) en la cual se regulaban las revisiones y mantenimiento que tenía que efectuarse a los vehículos históricos que quisieran circular por la Red de Interés General.

En esta normativa se establecían una serie de intervenciones para el material histórico operativo, cada tres meses, cada dos años, cada cuatro años y cada 12 años. La revisión de los 12 años se trata de una intervención tipo R (levante completo del vehículo) adaptada a los vehículos históricos. Así mismo, cuando se creó esa norma se realizó un listado completo de los vehículos operativos en aquel momento, poniendo sus contadores de revisiones a 0.

Transcurridos 12 años de la creación de esta norma, TODOS los vehículos históricos que estaban incluidos en esa lista han visto como su R ha caducado, por lo que no se puede circular con ellos.

Por otra parte, tras la separación de Renfe y Adif, debería haberse redactado una nueva normativa para la circulación del material histórico, adecuada a la nueva Ley del Sector Ferroviario. Trascurridos dos años desde su promulgación, finalmente, el Ministerio de Fomento, asesorado por un grupo de expertos, ha tomado la iniciativa de redactar durante los años 2009 y 2010 un nuevo reglamento que regula la operación y mantenimiento de los trenes históricos, estando pendiente hasta la fecha su publicación (aunque se anunció que estaría publicada en primavera).

En esta nueva normativa, según parece, se regulan unos nuevos plazos para las revisiones, lo que permitiría volver a circular con el material que actualmente tiene la revisión caducada, sin realizarle ninguna intervención.

Independientemente de que con la nueva normativa podamos volver a circular con la 7702 y con los coches durante dos o cuatro años más, el problema principal persiste, y es el alto coste de la realización de una revisión tipo R, que se hace imprescindible para poder cumplir la normativa de circulación.

Desde la AZAFT se están haciendo diferentes gestiones tanto con Siderúrgica Requena para los coches, como con Renfe Integria para la locomotora, para estudiar y presupuestar las diferentes revisiones que tarde o temprano vamos a tener que realizar si queremos seguir circulando, para, con esos datos, salir a buscar la financiación necesaria.

Por el momento, el futuro no es muy halagüeño para el material histórico puesto que hace falta una cantidad ingente de dinero para poder revisar todo el material que está con sus ciclos de revisión caducados, y con la coyuntura económica actual y, sobretodo, con la poca sensibilidad y pocas facilidades que se dan en España para los patrocinios y mecenazgos se hace muy difícil conseguir fondos para afrontar las revisiones.

Lucharemos para mantener el espíritu de los trenes históricos.

Trabajos de puesta a punto de la 1005

Poco a poco comienzan los trabajos

La 1005 es una de las locomotoras eléctricas más antiguas que se conservan. Desde el año 1992, en que llegó a Zaragoza, ha participado en diversos viajes y actos de celebración, aunque sus salidas no hayan sido muchas por sus características técnicas (reducida velocidad máxima). Su presentación pública se realizó en el Tren de los Periodistas, del que se cumplen en el año 2011 veinte años.

El primer trabajo fue aspirar TODA la locomotora.

A pesar de tener poca actividad en vía general, la locomotora fue durante muchos años mantenida en perfecto estado de funcionamiento por D. Enrique Robles, que al estar destinado en el Depósito de Material Motor de Delicias la ponía en marcha periódicamente para realizar el mantenimiento de sus baterías y del resto de elementos de la locomotora.

 Grupo motor generador.

Estos encendidos periódicos tuvieron que interrumpirse cuando un día lluvioso una avería eléctrica fundió los fusibles de la locomotora, lo que aconsejó revisar los circuitos y los aislamientos, para asegurar que no se podían producir daños mayores. Desde entonces ha permanecido inactiva a la espera del momento adecuado, los fondos necesarios y el personal adecuado para su puesta a punto.

Tierra y polvo, el resultado de las obras de la estación de Delicias.

Después del traslado de Delicias a Casetas, el equipo de trabajo de Material Real de la AZAFT se centró en la puesta a punto del Tren Azul. Una vez que este proyecto ya estaba encarrilado, se ha comenzado a diversificar actividades, con la idea de devolver a la vía algunos de los vehículos emblemáticos de nuestra colección.

El polvo y la suciedad eran los dueños de la locomotora.

Tras la reorganización de la nave realizada en el mes de abril, la 1005 quedo situada en la vía adecuada para comenzar los trabajos sobre ella. Como siempre en estos casos, no nos hemos puesto una fecha fija para culminar la restauración, ya que son muchos los inconvenientes con los que nos podemos encontrar por el camino. La idea final es que la locomotora quede completamente revisada y puesta al día para que en un futuro pueda realizar servicio con fiabilidad.

Resultado tras la primera limpieza

El programa previsto de reparaciones incluye los siguientes apartados:

• Limpieza exterior.

• Desmontaje de todas las tapas de las diferentes cámaras de alta tensión.

• Desmontaje, revisión y restauración de los dos grupos de baterías.

• Limpieza, aspirado y soplado de los bloques de resistencias.

• Limpieza, aspirado y soplado de todos los aparatajes eléctricos de la locomotora.

• Sustitución del suelo de ambas cabinas por encontrarse en muy mal estado.

• Revisión de los contactores, lijando los labios de contacto y comprobando estado de los apagachispas.

• Revisión y engrase de los arboles de levas del inversor y del combinador de motores.

• Revisión, engrase y saneamiento de las controlas.

• Limpieza, revisión y megado del grupo motor generador, incluyendo la sustitución de escobillas. En caso de ser necesario será enviado a un taller especializado para sustitución de cojinetes y calibrado y contrapesado del inducido.

• Limpieza, revisión y megado de los motores de tracción.

• Megado de todos los circuitos eléctricos de la locomotora, tanto de alta como de baja tensión (recableando en caso de ser necesario).

• Revisión y puesta a punto del compresor

• Revisión y puesta a punto de la bomba de vacío.

• Comprobación de todos los elementos mecánicos, choque, tracción, suspensión, timonería de freno, etc.

• Revisión, limpieza y reengrase de los cojinetes de fricción de los ejes, así como sus felpas de engrase.

• Reparación, limpieza y tarado de los pantógrafos.

• Pintura de todos los elementos interiores, incluso pintura dieléctrica donde corresponda.

• Pintura exterior de la locomotora.

Sacar las pesadas baterías fue un trabajo duro.

Tras realizar todos estos trabajos se realizarán las últimas comprobaciones con la locomotora puesta en tensión y si los resultados son satisfactorios se realizarán los trámites necesarios para que pueda volver a circular por las vías de ADIF.

Uno de los grupos ya fuera de la locomotora. El estado era pésimo.

Es una gran empresa en la que nos encontramos inmersos que esperamos llevar a buen puerto en un tiempo razonable, siendo sólamente necesario que el ánimo y el espíritu de colaboración no decaiga.

Duro trabajo de limpieza de una batería

Detalle del trabajo realizado en una batería

Magnífico resultado final de las baterías

Para acceder a los equipos de alta hay que desmontar un montón de chapas.

El suelo de las cabinas tenía mala pinta.

Nuestros augurios se confirmaron, la chapa del suelo estaba desaparecida.

La amplitud de la locomotora hace que sea "muy cómodo" trabajar.

El cambio con una mano de pintura es espectacular.

Tren del Compromiso a Caspe

Tren del Compromiso. Cartel del viaje

En esta nueva ocasión, el TREN AZUL recorrió la «línea de los directos» que une Zaragoza y Barcelona, recalando en la localidad de Caspe.

Con ocasión de su tradicional Mercado Medieval, y englobado en las celebraciones del aniversario del Compromiso de Caspe, pudimos disfrutar del recorrido y de las actividades que tuvieron lugar durante la jornada.

Los horarios de salida y llegada se coordinaron con la cadencia de la Línea 1 del Cercanías de Zaragoza, de tal manera que se pudo llegar hasta la estación de Casetas utilizando este medio de transporte.

Como en ocasiones anteriores, y ante la dificultad de encontrar un sitio donde poder comer todo el mundo, se preparó una gran paella, incluida en el precio del billete.

Fue una jornada inolvidable en donde los viajeros llenaron el tren por completo, contribuyendo de esta forma a mantener el material histórico en estado operativo.

Termal Express a Alhama de Aragón

Rememorando una vieja postal.

Utilizando la antigua línea férrea que une la ciudad de Zaragoza con Madrid, el TREN AZUL recorrió el cauce del río Jalón disfrutando de magníficos paisajes, especialmente en el tramo de vía única entre montañas desde Ricla hasta Calatayud.

Una vez llegados a destino, se visitó el histórico y monumental municipio de Alhama de Aragón, incluido su principal atractivo turístico, los balnearios. Entre las actividades incluidas en el precio del billete estaba la visita al Balneario Termas Pallarés, donde nos dispensaron una exquisita atención, obsequiando a todos los viajeros con una copa de cava y un pequeño aperitivo.

Ante la dificultad de encontrar un sitio adecuado donde poder comer todo el mundo, se preparó una gran paella, incluida en el precio del billete.

Los horarios de salida y llegada del Tren Azul se coordinaron con las frecuencias de la Línea 1 del Cercanías de Zaragoza, de tal manera que se pudo llegar hasta la estación de Casetas utilizando este medio de transporte.

Maniobras para reorganizar los vehículos dentro de la nave

Maniobrando con la 4026. Foto: Carlos Abadias

Para facilitar los trabajos y restauraciones que la AZAFT va a comenzar en los próximos meses, se hacía necesario reordenar la posición de los vehículos dentro de nuestra nave. Dada la falta de espacio físico para realizar esta maniobra, fue necesario esperar a que la composición del Tren Azul estuviera en PLAZA, con motivo de su exposición en Plaza Rail 2010, para poder ocupar su espacio durante las maniobras.

Dos intensos días de trabajo concluyeron con un cambio radical del orden de los vehículos dentro de la nave, lo que permitirá en un futuro acometer más fácilmente las intervenciones que estamos programando.

Se ha dedicado la vía 8 a las locomotoras y unidades, la vía 10 a la composición del Tren Azul y las vías 12 y 14 a los vehículos pendientes de restaurar. Junto a la vía 8 se han instalado diversos bancos de trabajo y puestos donde comenzar a reparar diferentes vehículos.

Estas maniobras permitieron que algunos vehículos volvieran a ver la luz tras varios años dentro de la nave, facilitando la toma de fotografías para aumentar la documentación sobre los mismos.

El Tren Azul en PLAZA RAIL 2010

Tren Azul visto desde el puente grúa.Foto: Jorge Almuni

Como invitado especial de PLAZA RAIL 2010 (I Feria y Congreso Internacional de Tecnología Ferroviaria), celebrada los días 13 y 14 de abril en la Feria de Zaragoza, el TREN AZUL participó en la exposición de material ferroviario que tuvo lugar en la terminal logística de PLAZA.

La composición estuvo expuesta en la nueva terminal de ADIF en Zaragoza, donde aquellos congresistas que acudieron a conocer dicha terminal pudieron, además, apreciar la evolución del ferrocarril a través de nuestro tren histórico.

Expreso de la Ribera del Ebro

Cartel del Expreso de la Ribera del Ebro

Siguiendo el curso del río Ebro aguas arriba, por la línea que une Zaragoza con el norte de la península, visitamos la ciudad de Tudela, primer destino de esta temporada del TREN AZUL.

Tras la llegada a la estación, disfrutando de un corto paseo, se visitó la Catedral de Tudela que recientemente ha finalizado su restauración tras años cerrada por las obras, además del museo anexo.

Comer en Tudela fue un placer. La cercanía de la huerta de la Ribera del Ebro permite tener verduras frescas de alta calidad durante todo el año. Por ello, la comida fue libre para que cada viajero pudiera elegir el restaurante en función de su presupuesto.

Los horarios de salida y llegada del Tren Azul se coordinaron con las frecuencias de la Línea 1 del Cercanías de Zaragoza, de tal manera que se pudo llegar hasta la estación de Casetas utilizando este medio de transporte.

Culmina la decoración del P3-3067

Objetos en la zona de carga del Coche Estafeta P3-3067.

La última parte que quedaba por decorar del Coche Estafeta P3-3067 ha sido finalizada. Desde ahora, fotografías de varias líneas de ferrocarril de Aragón y diversos objetos pertenecientes a la colección cedida por el Regimiento de Ferrocarriles adornan algunos de los diferentes espacios del Coche Estafeta.